Pablo Iglesias impulsó el avance de su partido asegurando que no toleraría en ningún momento la corrupción, atacando en muchas ocasiones al PP y al PSOE por permitirla. No obstante, no son pocos los casos de corrupción dentro del partido, aunque el grupo morado si que toma medidas rápidas.

Suspenden a una de sus militantes de las Baleares

El pasado 7 de noviembre el secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, informó que la ejecutiva del partido, Xelo Huertas, habían decidido supender cauterlamente la militancia y abrirle una investigación a la política, así como a Montserrat Sejias y Daniel Bachiller, a través de la firma de un convenio entre el gobierno de las islas y el laboratorio científico que este último dirige.

En este momento, Echenique dijo que existían  algunos indicios de que estas dos diputadas habrían obrado con el objetivo de favorecer los intereses personales del dirigente autonómico. Por ello, a petición de la dirección de Podemos en Baleares, han abierto un expediente disciplinario y suspenden cautelarmente la militancia de ambas políticas.

Podemos no se libra de la corrupción

Todo esto ha sido dado a conocer por Alberto Jarabo, secretario general de Podemos en Baleares, durante una entrevista en la Cadena Ser, en la que ha explicado que esta es la decisión que se ha adoptado tras atender las diferentes alegaciones presentadas. No obstante, la decisión no es definitiva, puesto que los afectados pueden aceptar esta resolución o disponen de siete días hábiles para recurrir. De momento los tres estarán suspendidos de la militancia y quedarán fuera del partido a no ser que puedan demostrar que de verdad estaban obrando sin ánimo de lucro.

Podemos siempre ha hablado de una reputación intachable de su partido, pero desde que algunos de sus militantes llegaran a los cargos más importantes en diferentes administraciones públicas no son pocos los casos que se han dado ya de corrupción.

Dejar respuesta